martes, 14 de junio de 2016

Pedro y Carmen: Decoramos una boda protagonizada por la sencillez y la elegancia propia de sus novios

El 4 de Junio tuvo lugar la boda de Pedro y Carmen, un día la mar de especial para el que los novios decidieron contar con nuestra ayuda en el terreno decorativo. Querían aportar un aire distinto, original y personal al salón de celebraciones que escogieron para dar cabida a todos sus invitados, pero siempre sin perder de vista ese toque sencillo y elegante que caracteriza a ambos.

El lugar elegido para ello fue el Aquario, un característico y conocido lugar de celebraciones de la Región de Murcia destacado por su entorno, jardines, amplitud, su cuidada cocina y por supuesto su amable y atenta profesionalidad. 

Pedro y Carmen querían que personalizásemos tanto los centros de mesa presentes durante la velada como el seating plan por el que todos y cada uno de sus invitad@s pasarían a fin de conocer el lugar donde sentarse de forma claramente original. 



Decoración sencilla y muy natural

Tras múltiples conversaciones a fin de conocer sus gustos, expectativas en torno a la velada, ambiente que deseaban obtener y tipo de decoración con el que se sintiesen claramente más cómodos, comenzamos a trabajar. Tarea fácil por otro lado, ya que desde el primer momento confiaron en nuestro criterio dejándose sorprender hasta el final en todo momento.  


Seating Plan

Para elaborar el seating plan hubo que tener muy en cuenta la gran cantidad de mesas presentes en la celebración, y es que resultaba condición indispensable dar forma a un diseño en el que todos y cada uno de los invitados pudiesen encontrarse cómodamente a la vez que despertábamos la primera de las sonrisas de todos y cada uno de ellos nada más comenzar la celebración.


Protagonizado por antiguas cajas de madera, cestos de fibra natural y muchas flores, materializamos una sencilla y vistosa composición aprovechando los cuidados jardines y el espacio generado entre dos lustrosas palmeras del lugar.



A la hora de plasmar la organización de mesas, dos tendidos de cordón rústico fueron los encargados de mantener bien a la vista la organización de mesas propuesta por los novios.



Lismonio, margaritas, rosas y paniculata fueron las flores encargadas de poblar la parte inferior de nuestro seating plan, todas ellas dando acogida a las iniciales de los novios, fotos de ambos y graciosos pinchitos con forma de corazón que terminaron siendo el capricho de más de un invitad@.



El resultado dio lugar a multitud de fotos, miradas curiosas, mil sonrisas y ese toque distinto, natural y cargado de calidez que los novios sin duda esperaban de él.




Centros de mesa

A la hora de dar forma a los centros de mesa partimos de unas condiciones básicas que queríamos que cumpliesen todas y cada una de las composiciones. Y es que para respirar un ambiente tan romántico como natural, sutil y original dimos forma a distintos bodegones decorativos basados en denominadores comunes a todas ellas:

Flores

Las flores no podían faltar, y es que aportar un toque delicado, distinguido y cargado de vida se hacía condición indispensable. Paniculata, rosas en tonalidades champán y rosa palo y margaritas blancas fueron las encargadas de aportar el volumen, la distinción y la naturalidad a todas y cada una de las mesas.

 

Velas

Queríamos que los invitados recibiesen a los novios en sus asientos al abrigo de una iluminación ambiental cálida y natural, y qué mejor forma de conseguirlo que mediante la incorporación de distintas velitas a los centros de mesa que pudiesen manipular los propios invitados.




Elementos reciclados

El punto artesanal de la mano del reciclaje de elementos cotidianos personalizados aportó un toque original y de personalidad que junto a las flores logró conformar un binomio encantador. Latas y tarros de cristal fueron los elementos escogidos para poner en práctica este efecto.



Un toque dorado

A través de la numeración de las mesas y pintando los números tallados en madera en este color, conseguimos aportar un toque de luz y elegancia a la composición. Una funcional llamada de atención visual que además ayudaba a la rápida identificación de todas y cada una de las mesas de invitados a la entrada al salón. 



También se personalizó el bajo plato de los invitados al enlace. Una ramita de lismonio al abrigo de una servilleta originalmente plegada y unido al cierre del conjunto mediante un lazo de cordón de lino natural se encargaba de dar la bienvenida a la velada a todos y cada uno de los invitados.



El resultado: una velada cálida, natural y confortable donde el bienestar, las sonrisas y los buenos deseos fluían a lo largo y ancho de todos y cada uno de los rincones de la estancia.
Desde aquí quiero dar las gracias a los flamantes novios Pedro y Carmen por la confianza depositada en De Lunes a Domingo en un día tan cuidado y especial como fue el de su boda. Desearos de corazón que os vaya divinamente y seáis la mar de felices.

También aprovechar para agradecer al equipo del Aquario Celebraciones la buena acogida y la atención prestada a lo largo del montaje. Un auténtico placer coincidir con todos vosotros mientras trabajamos para dar forma a escenarios de ensueño que formarán parte de la memoria de esta preciosa pareja.

¡Y ahora a ser muy felices!

¡Que tengáis una estupenda semana!

Dori c.G.

12 comentarios:

  1. Wow que bonito todo, te superas cada día! Me ha encantado!!
    Ya se yo a quien llamar cuando me toque a mi :D.

    Patricia ( la vecina ;) )

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué alegría verte por aquí!! :) Y cuánto me alegra que te guste! Eso está hecho y además será un auténtico placer!! Venga! Que vamos de boda ya! ;) Un súper abrazo guapísima!
      ¡¡Mil besos!!

      Eliminar
  2. Precioso!!! La verdad es que fue todo muy bonito! Ya sé con quién contar para cuando me toque a mí!!! Besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bonito resultó ver a los invitados content@s con el resultado! :)
      ¡Un abrazo inmenso!

      Eliminar
  3. Muy bonito y lleno de encanto, me han gustado especialmente los cestos de mimbre llenos de flores y las cajas de madera. Pero también son preciosos los centros de mesa. Todo ideal!!! Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mil gracias Alicia! Qué alegría que te guste! La pena de los centros de mesa es no haber podido mostrarlos con las velitas encendidas... quedaban encantadores :)
      ¡Un besazo!

      Eliminar
  4. ¡Estos trabajos son tan gratificantes, Dori!
    Mi más sinceras felicitaciones pues hicisteis un trabajo espectacular: todo es tan sencillo y natural que resulta irresistible. Y todo está perfectamente enlazado para que fluya decorativamente.
    Me ha encantado, cielo.
    Espero que tu buen hacer se vea recompensado por más trabajos de este tipo.
    Mil besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un millón de gracias Isabel! No sabes cuánto me llena que una mujer de tanta sensibilidad y talento como tú me dedique estas preciosas palabras :) Eres encantadora!
      ¡Un inmenso e infinito abrazo!

      Eliminar
  5. Ohh que boda tan bonita!Los detalles son preciosos y se nota mucho cariño en cada uno de ellos. Besos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso si que si!! Cariño y amor por lo que se hace siempre mucho! :) Me alegra muchísimo que os guste!
      ¡Muchos besos!

      Eliminar
  6. Todo precioso... ¡Para enamorar! felicidades!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias Miren! Cada detalle se trató con mucho amor y cariño y creo que eso se transmitió al final :)
      ¡Un abrazo! ;)

      Eliminar

Gracias por tu comentario!